De colectivos y D_formaciones

CAS

16 Jun 2011

0 comentarios

Cuando se habla de arte emergente o jóvenes creadores resultan definiciones demasiado generales y simplificadoras. Si hablamos de arte y nuevos medios, tampoco es capaz de recoger la gran amplitud de proyectos que se relacionan con lo digital. Y tampoco es acertado poner el acento en las herramientas, las tecnologías, cuando en definitiva se trata de creación y experimentación artística sin más. Aunque sí haya diferencias.

El colectivo D_Forma, por tanto, es un buen exponente para visualizar lo que se está haciendo en estas nuevas (o no tan nuevas) prácticas artísticas en Andalucía. Sin embargo, a pesar de que la formación académica de la mayoría de ellxs comienza en Sevilla, se agrupan y comienzan a funcionar en Barcelona. Y no sólo eso, desarrollan gran parte de su trabajo fuera, siendo por la primera vez en I+CAS que tienen la oportunidad de realizar una exposición colectiva en tierras andaluzas.

Bien es cierto que los procesos, las relaciones y los espacios han variado. Ya no tiene tanto valor la procedencia de un artista, eso no va a determinar su desarrollo creativo. La red es ahora lugar de encuentro, de interferencias y puesta en marcha de propuestas, por lo que las fronteras geográficas se desdibujan dando paso a mapas como el que ellos mismos nos presentan en su web y que mostramos aquí.

Su manera de trabajar es colaborativa. En ocasiones la autoría es individual, otras veces compartida con otrxs componentxs. Trabajar con proyecto de cierta complejidad técnica hace que esto sea una necesidad común, un deseo también. Las ideas fluyen libremente por la red por lo que desarrollar un proyecto tiene unas connotaciones muy diferentes en este tipo de trabajos. Su ecosistema, de donde nacen y se nutren, determina que su naturaleza sea otra.

La idea de código abierto atraviesa cada obra de esta exposición. Algo que a veces hace que transite por otros espacios y sea difícil la integración en los circuitos tradicionales. Obras como La historia de Mary Dust de Raquel Labrado o 140 caracteres de Antonio R Montesinos son inseparables de la red. Allí adquieren su significado y hacia ella lanzan sus preguntas en torno a temas como la identidad, la representación, el lenguaje o lo mediado. Otras piezas como Émulo y Paisajes del terror, en el que todxs han participado, sí que guardan más ese perfil de obra plástica -terminada- para ser contemplada en una sala expositiva. Pero aún así el imaginario sigue en conexión con "nuestras vidas en las pantallas" y la interacción con las posibilidades que abre visualmente lo digital.

Comentar


  • Por favor, cíñete al contenido propuesto, sé respetuoso contigo y con los demás, con la ortografía y la gramática. Los comentarios pueden ser moderados por una cuestión de SPAM, pero además nos reservamos el derecho a no publicar cualquiera que resulte violento u ofensivo

CAS
Centro experimental y tecnológico
para la cultura y las artes de Sevilla

Torneo, 18 41002 Sevilla / T 955 471 191